Páginas vistas en total

sábado, 13 de mayo de 2017

NOVELA: EL ÁNGEL de Sandrone Dazieri

Alfaguara
500 páginas
También disponible en ebook.

No se muy bien que es lo que me llevó, hace varios años, a descubrir a Sandrone Dazieri en No está solo, su anterior thriller.
Puede ser que alguna buena crítica en algún cultural, se sumase a cierta solidaridad mediterránea frente a la invasión nórdica que parece estar sufriendo la novela negra.
El caso es que Italia, en la situación actual, producía cierto exotismo.
Lo leí. Me fascinó. Lo recomendé..... y lo cierto es que no tengo la sensación de que nadie me hay hecho mucho caso. No sólo eso, sino que no recuerdo haber visto reverenciados libro y/o autor en reseñas del género.
Gran error.
No está solo era un thriller que se iniciaba en el secuestro de un niño, pero era mucho más, novela negra a lo grande, de las que amplía su capacidad de influencia hasta quedar no demasiado lejos de las teorías de la conspiración.
En el centro de la trama, la comisaría Colomba, un personaje que puede remitir a los habituales en el género, y Dante Torres, un se absolutamente singular, juez y parte e una trama que se desenredaba produciendo sorpresas en cada giro.
Es obvio: me abalancé sobre El Ángel en cuanto me enteré de que se había publicado, y no me decepcionó.
En primer lugar, Dazieri conserva a sus personajes principales y también sus virtudes de la anterior entrega:
Su impactante capacidad de crear imágenes. Sólo el inicio en el tren es ya un magnífico ejemplo.
Su pericia al dibujar a sus personajes, sean los principales ya citados o cualquier secundario en apariencia menos relevante.
El manejo absoluto de una trama de gran complejidad y no por ello difícil de seguir o poco creíble, sino todo lo contrario.
Por último, hay cierta grandeza en sus referencias que convierte a sus criaturas en seres casi mitológicos, algo muy potente cuando se trata de dar entidad al lado oscuro.
El Ángel es una excelente intriga que, igual que ocurría con su novela previa, va creciendo poco a poco en dimensión, y enredándose entre posibilidades alucinatorias.
Pero hay algo más:
A medida que vamos avanzando, tengo la sensación de que nos vamos acercando cada vez más a No esta solo, hasta que finalmente, esta se descubre como parte de un conjunto. Las dos están perfectamente integradas y las dos precisan de una conclusión que espero no tarde en llegar.
Es difícil, casi imposible, no sentirse enganchado en esta trama
De todas maneras no suelen gustarme las propuestas literarias que , bajo el formato serial, nos hacen esperar al siguiente capítulo.
Bien, da igual lo que me guste o lo que no me guste. No queda otro remedio, Esperar.

Público

No hay comentarios: