Páginas vistas en total

domingo, 24 de julio de 2016

TEATRO: TRABAJOS DE AMOR PERDIDOS de William Shakespeare

Director,.-
Rodrigo Arribas / Tim Hoare
Intérpretes.-
Lucía Quintana. Javier Collado. Jesús Fuente. Jesús Teyssiere. Montse Diez. Raquel Noguera. Pablo Vázquez. Sergio Moral. Julio Hidalgo. José Ramón Iglesias. Alejandra Mayo. Anabel Maurin. Jorge Gurpegi. Alicia Grau
Fundación Siglo de Oro en asociación con Shakespeare Globe Theatre

Comienzo con una alabanza a la Fundación Siglo de Oro que ya realicé en su momento cuando todavía se llamaban Rakatá: independientemente del acierto habitual de sus montajes, el hecho de que hoy día una compañía privada se decante por la representación del teatro clásico, es una hazaña no suficientemente valorada en nuestro país, tanto en su nivel de riesgo como en la asunción de un componente didáctico más propio de organismos públicos. Como tampoco ha sido suficientemente valorada aquí su hazaña en el Globe Theatre, que avanza, ya se ve, en una relación abierta que ofrece colaboraciones como esta.
Decir también que otro de los puntos positivos de la propuesta que ahora nos ocupa es que Trabajos de amor perdidos no es una de las obras habitualmente representadas en España de su autor, contribuye por lo tanto a ampliar el catálogo más allá de los sueños de verano o las tragedias. Excelente oportunidad. Y es que Trabajos es una comedia deliciosa, cercana a la más conocida Mucho ruido y pocas nueces, donde aparece todo el ingenio teatral del inglés, rodeado de una frescura ligera inteligente.
La trama es sencilla . El Rey de Navarra decide encerrarse con tres caballeros durante tres años para dedicar todo su tiempo al estudio. La llegada de la Princesa de Francia y sus damas, no se lo va a poner fácil para cumplir su propósito.
En un decorado práctico y que permite un buen movimiento, con un vestuario muy adecuado y una iluminación colorista, los actores de la compañía despliegan una interpretación homogénea, divertida, llena de vitalidad y muy cercana.
Como base, una versión clara y transparente que consigue que la narración se desarrolle con fluidez de principio a fin.
La representación por lo tanto que nos ofrece la Fundación Siglo de Oro, es festiva, gozosa y, sobre todo, asequible. Una vez más, contribuye a acercar los clásicos a un público que, sin propuestas así, posiblemente nunca se acercaría a una obra del dramaturgo inglés.
Cierro por lo tanto como empezaba: aplauso a esta compañía, aplauso a su vocación. Pero además, en esta ocasión, y en muchas anteriores, esto va unido a resultados.
Gracias pues.
Trabajos de amor perdidos garantiza una estupenda noche de teatro. Clásico.

Público

No hay comentarios: