Páginas vistas en total

miércoles, 6 de abril de 2016

TEATRO: LOS DRAMÁTICOS ORÍGENES DE LAS GALAXIAS ESPIRALES de Denise Despeyroux

Dirección.- Denise Despeyroux
Intérpretes.-
Cecilia Freire. Ascen López. Juan Ceacero. Ester Bellver. Pepe Viyuela

Llevo tiempo oyendo hablar de las obras de esta autora de extraño nombre extranjero ( uruguaya ella ), que en los últimos años han asaltado, desde las salas alternativas , teatros de mayor oficialidad , con una profusión sorprendente y un reconocimiento por parte de la crítica, que se suele mover entre la alabanza a su pericia dramática y su frescura.
Ahora recala en el CDN , nada menos que en el María Guerrero, en su coqueta Sala de la Princesa que, peso o por, su reducido tamaño, alberga algunos de los grandes hallazgos de las últimas temporadas.
Tenía que superar mi ignorancia y esta era una buena oportunidad.
Y que alegría.
No sólo por lo vitalista de la propuesta, de la que ahora hablaré, sino por esa satisfacción que se siente cuando las apuestas se cierran en positivo.
No se si todas las obras de Despeyroux se enmarcan en el género cómico. Esta lo hace. Pero como toda buena comedia, es una forma inteligente de afrontar problemas serios.
Andrómeda tiene una hermana gemela, Luz, que vive lejos de casa. Como muchas veces ocurre en los pareados, lo más notable es el contraste entre ambas , contraste que no siempre viene dado por su carácter intrínseco sino también por las circunstancias que les han tocado vivir a cada una. Un juego de suplantación con un fin benéfico, consigue que salgan a la superficie aquellas cosas que tantas veces da miedo hablar en una familia; celos, miedos, desesperanza y, sobre todo, la necesidad de amar y de ser amado.
La autora se lanza desde el inicio a la comedia sin ningún complejo. Esto quiere decir que no teme rozar el astracán creando un entorno familiar singular en el que reírse de las modas , hacer que los sueños increíbles puedan llegar a convertirse en realidad, introducir puntos de magia.... todo está perfectamente en este texto delicado, que con delicadeza se atreve también a hablar de la ternura y de la poesía, sin miedo tampoco a que se la pueda acusar de blandura.
Hay mucha imaginación, hay atrevimiento, ya lo he dicho, pero también hay mucha solidez dramática, capacidad para crear una estructura perfecta en la que la trama se va desarrollando con absoluta fluidez al tiempo que sus personajes se van haciendo cada vez más cercanos.
La dirección se apoya en imágenes proyectadas y en pequeños letreros que nos van introduciendo en cada una de las ocho escenas que conforman la narración, y consigue extraer lo mejor de un escenario minúsculo que aprieta, mejor abraza, a sus personajes.
En una propuesta tan cercana , la interpretación es algo primordial, porque llegamos al mínimo gesto y la coordinación de todos ellos es totalmente necesaria. Se consigue un grupo compacto, perfecto, humano, una familia a la que uno desea conocer y querer. Sé que no es justo destacar a nadie pero no puedo evitar hacerlo: Cecilia Freire , cuyo rostro me sonaba de secundaria en alguna serie de televisión o similar, es una absoluta sorpresa en su dualidad , capaz de interiorizar no uno sino dos personajes y de transmitir sentimientos que van presentándose y desapareciendo dejando sólo señales que ella hace perceptibles.
Los dramáticos orígenes de las galaxias espirales es un viaje vital, hacia la conciencia de la felicidad , hacia la vida, un precioso regalo que encuentra en esta propuesta de bolsillo, su mejor expresión.
Una gozada absoluta.

Público

    

No hay comentarios: