Páginas vistas en total

viernes, 31 de octubre de 2014

CINE: PERDIDA de David Fincher

USA.2014
Ben Affleck. Rosamund Pike. Neil Patrick Harris. Missi Pyle. Tyler Perry. Kim Dickens. Patrick Fugit

Creo que voy a ser breve.
Es muy difícil escribir o hablar de un thriller de este tipo sin cometer el imperdonable pecado de destripar algo del mismo. Y lo cierto es que esta es una de esas películas que conviene ir a ver sin saber lo que se va a encontrar.
No quiero caer en eso.
Por ello, me voy a limitar a dar algunas referencias:
En primer lugar, decir que David Fincher se ha convertido en un maestro del género ( aunque no sea el único que ha tocado ); afronta cada una de estas piezas con ambición, sin miedo a alargarse cuando lo considera necesario para marcar un ritmo preciso y dejar que la historia repose y vaya cautivándonos; además para él es esencial ( y aquí más que nunca ) la psicología de sus personajes, y para ello, para que nos llegue, se toma el tiempo que sea necesario.  Y si la historia tiene que cambiar de dirección en la mitad de su metraje , tampoco le preocupa.
Una de sus principales logros es su capacidad para mantener el equilibrio, patinando en el filo de la perversidad sin ningún tipo de efectismos, porque Fincher, por muy difícil que sea lo que narra, es capaz de estar en el entorno de lo cotidiano ( y posiblemente sea eso lo que produce un mayor nivel de violencia, la identificación ).
También es marca de la casa hablar no sólo de lo que se cuenta sino de como se cuenta, de la importancia de la percepción, del límite de poder determinar lo que es verdad y lo que no. Y lo más importante es que esto nunca se compone de trampas al espectador, sino todo lo contrario, lo convierte en un aliado al que facilita toda la información y con quien recorre siempre los caminos de la historia que, en muchas ocasiones, gira cuando es necesario .
En este caso, cuenta además con dos valores que colaboran a que el resultado sea tan contundente y tan logrado; por un lado, un excelente guión de Gilliam Flynn, perfectamente estructurado, ( si me sorprendió positivamente con su novela Heridas Abiertas, aquí demuestra que es capaz de entender los diferentes lenguajes de literatura y cine ); en segundo lugar, dos actores principales que están fantásticos pero sobre todo que suponen un acierto absoluto de casting.
Creo que he cumplido.
Repaso y no me parece que haya metido la pata.
Eso sí, Perdida es una obra para no perderse. Fincher es ya uno de los directores de la nueva generación que ha dejado hace tiempo de ser promesa. Ver una de sus películas es asistir a una aventura , recorrer un camino en el cual, creo que ya lo he dicho, somos partícipes. Un director por lo tanto que cumple una premisa importantísima y muy difícil: contar con su público como parte de su obra.

Público

No hay comentarios: