Páginas vistas en total

jueves, 22 de mayo de 2014

TEATRO: AVENTURA! de Alfredo Sanzol

Director- Alfredo Sanzol
Mamen Duch. Marta Pérez. Carme Pla. Albert Ribalta. Jordi Rico. Agata Roca
Compañía T de Teatre

Algo tendrá que ver la situación que estamos viviendo, pero lo cierto es que dos de las mejores propuestas teatrales de la presente temporada, están ambientadas en el mundo de la oficina.
Me refiero a La Punta del Iceberg y a esta, Aventura!.
A pesar de sus muchas diferencias ( para empezar en su género: drama vs comedia ) también existen algunas similitudes importantes entre ellas.
La primera de contenido:
Reconociendo la crisis económica como paisaje de fondo, y posible catalizador, las dos ahondan en otra crisis, la moral, la de los valores que nuestra sociedad ha ido perdiendo con el tiempo; creo que en la lectura de ambas, subyace la responsabilidad, la necesidad de hacernos reconocer nuestra participación, la de cada uno, a la hora de asumir nuestro papel en lo que ha ocurrido, de ser adultos. No es una mala lección, incluso necesaria en un momento donde algunos de nuestros políticos, utilizan la miseria como arma electoralista, pero sin ser conscientes de que en su discurso, convierten a sus votantes en menores de edad.
La segunda similitud es más bien en el continente:
En ambos casos se puede decir que nos encontramos ante teatro de texto, teatro fantásticamente escrito, tanto en el desarrollo de su trama como en la definición de personajes, todos absolutamente perfilados en perfecta singularidad. En este caso, es una maravilla como se combina una acción trepidante, montada a base de escenas cortas, con un ritmo casi cinematográfico, con la calidez de los matices que hace humanos a cada una de las seis personas que ocupan el escenario.
Sanzol aborda la dirección de la obra con economía de recursos, un decorado mínimo, un vestuario que no varía en toda la obra, una iluminación correcta; sabe que cuenta con los mejores mimbres para construir un cesto perfecto, seis actores en estado de gracia. Sólo tiene que moverlos, darles el ritmo adecuado, y eso lo hace a la perfección. Ya había demostrado en otras ocasiones su capacidad para conseguir lo mejor de los intérpretes. Desconozco su montaje anterior con T de Teatre pero está claro que es un maridaje donde se descubre una gran camaradería y sincronización.
Nos reímos muchísimo, porque Aventura¡, además de excelente es divertidísima. Pero no seríamos humanos si esa sonrisa no se nos congelase en más de una ocasión. La situación no es una broma, y en lo que nosotros nos hemos convertido o podemos convertirnos, tampoco.
Gracias al cielo, contamos con algo tan maravilloso como la cultura, y en este caso el teatro, para servirnos de recordatorio y, de vez en cuando, hacer que nos paremos a reflexionar.

Público


No hay comentarios: