Páginas vistas en total

viernes, 30 de septiembre de 2011

CINE: NO HABRA PAZ PARA LOS MALVADOS de Enrique Urbizu

España 2011
José Coronado. Helena Miguel. Rodolfo Sancho. Juan Jose Artero

Urbizu, tengo que darte un consejo: tienes que hacer algo para ser más mediático.
Me explico:
El español que no sabe nada de cine, pronuncia a la perfección Almodovar y Amenabar, a muchos les suenan por ejemplo Erice y Coixet, y ahora incluso, Villaronga. ¿ Urbizu? lo siento, no creo que en una encuesta abierta apareciese mucho... ¿ Como se explica eso en el caso de un director capaz de poner en pie cuatro de las mejores películas españolas de los últimos años y que debería de ser un referente absoluto del noir español ? porque, en mi modesta valoración, tu obra supera en mucho a la de la mayoría de los antes citados; todavía no has sido capaz de hacer tu mala película.
Todo Por la Pasta era un negro pasado por el aroma de comedia madrileña que tanto gustaba entonces; La Vida Mancha se hacía a base de silencios, y el género se acercaba al melodrama intimista; La Caja 507 era un thriller en toda regla; y ahora nos regalas un negro de acción, brutal, directo, efectivo, pegado a la realidad y capaz , que difícil , de que no le sobre a su metraje ni una sola escena.
Entramos en directa y a los cinco minutos ya vamos a mil por hora, la trama es lo suficientemente espesa para captar la atención y lo suficientemente clara para que sea comprensible, y en el centro, el director y su guionista no se olvidan de dibujar un conjunto de personajes perfectamente definidos, desde el primero al último, en cuatro pinceladas. Me parece un hallazgo esa juez seca y maternal, mezcla de repelente niña Vicente y Colombo, pero nada iguala a Santos Trinidad, ese perdedor con pasado, ese heroe caído que es capaz de salvar al mundo sin darse cuenta y que es tan brutal como cualquiera de sus enemigos.
En esto último tiene mucho que ver Jose Coronado ¿ hablar de él ? ¿ para que ? basta limitarse a ver Goya en Burdeos o las antes citadas ( La Vida Mancha o La Caja 507 ) o también La Vida de Nadie.
Bien, Urbizu, no sé cuanto tardará en llegar la quinta. Mientras tanto, decirte que esta vez creo que se ha dado un paso adelante y al menos se presentará como "La nueva película del director de No Habrá Paz... " tarde o temprano, la justicia llega.
Gracias.

Público

CINE: EL ARBOL DE LA VIDA de Terence Malick

USA. 2011
Brad Pitt. Jessica Chastain. Sean Penn

Buscar el sustrato espiritual de la vida , entender el sentido de esta a partir de los pequeños acontecimientos , vincular la existencia de cada ser humano individualmente considerado a la creación del cosmos ... estas son entre otras las ambiciones de una obra tan atípica como El Arbol de la Vida, premisas que , sólo con el lenguaje cinematográfico, parecen no sólo colosales sino en algún momento suicidas.
Sin contar con la herramienta explicativa de la palabra escrita y por lo tanto leída en reposo , el audiovisual ( por mucho que atienda a una reflexión posterior ) debe de confiar en la creación de sensaciones , de cara a transmitir dichos conceptos. Esto convierte al espectador en un elemento absolutamente activo, coresponsable del resultado final y , el peligro asumido, es en este caso la existencia de tantas intérpretaciones como receptores.
Una vez dicho esto, y entendido por tanto que si la visión de una obra tiene siempre mucho de subjetivo, en este caso ese aspecto se multiplica, esta claro que cualquier apreciación de El Arbol de la Vida será siempre personal.
Y es que creo que es esta una película que se puede abrazar y repudiar con iguales razones.
Personalmente , siempre me ha gustado la ligereza de la caligrafía poética de Malick y sus múltiples y continuas sugerencias visuales y sonoras , que aquí parecen ser infinitas , y disfruto mucho de la minuciosidad con la que se muestran las relaciones cotidianas entre los miembros de la familia en el transcurso del tiempo.
Posiblemente me sobra el hermano adulto, algunas de las imágenes de sus sueños . Me fascinan visualmente las etapas de la creación pero creo que es cuestionable lo que aportan al conjunto, más allá de darle una dimensión mayor y otra perspectiva.
Y en general me gusta la tesis de Malick : ninguno de sus personajes cuestiona la existencia de Dios , simplemente ( nada menos ) intenta entenderle , y en ese camino, el amor  ( concreto o en general, por lo seres vivos , en forma de piedad o compasión ) se convierte en una herramienta única , que parece haber existido en el interior de cualquier corazón , sea una persona o un dinosaurio.
Creo que El Arbol dela Vida o se acepta o se rechaza , diseccionarla dejaría un conjunto amorfo.
Yo alabo su riesgo así como la oportunidad que nos ofrece el director de ser parte de su mundo.

Público.

jueves, 29 de septiembre de 2011

NOVELA: DILES QUE SON CADAVERES de Jordi Soler

Literatura Mondadori
196 páginas

Conocí a Jordi Soler en su novela anterior , La Fiesta del Oso, un descubrimiento , sorprendente tanto en su lenguaje como en su estructura: convertir la búsqueda de información para una narración en la propia narración, crear un personaje desde la propia personalidad del autor haciéndose presente.
En este caso repetimos el modelo, alrededor de la búsqueda de una reliquia de Antonin Artaud, trufada de la locura del propio poeta y su epopeya vital en tierras americanas.
Y , sobre todo, aparece un humor desaforado que nos hace pensar que el absurdo es muchas veces un tema puramente de perspectiva.
Sin embargo , en este caso, lo que fue sorpresa, me cansa, lo que era precisión, me supera en informaciones eruditas, y frente a algún episodio divertido, el humor del resto no hace sino trasladarme cierta sensación general de fatuidad, de broma.
Lo he dicho ya muchas veces: la lectura tiene mucho de subjetivo, de momento, de sensación. Por eso no quiero hacer de esto un ataque cuando lo que también encuentro es búsqueda y riesgo.
Dar esto pues por no leido.

Público

sábado, 24 de septiembre de 2011

CINE: LOS PASOS DOBLES de Isaki Lacuesta

España 2011
Bokar Dembele. Miquel Barceló. Hamadoun Kassogue. Alou Cisse. Amon Pegnere. Amassagou Dolo. Abinum Dolo. Soumaila Sabata

Supongo que el hecho de abrirte a cualquier experiencia que alguien te quiera contar, termina haciendo que seas accesible a cualquier cosa que tenga detrás un espíritu creativo, inquieto, por mucho que el resultado final sea logrado o no. Incluso tengo que reconocer que me atraen especialmente las críticas que hablan de diferencia e incluso de confusión.
Con esta base, he ido a ver Los Pasos Dobles de un Isaki Lacuesta que me gustó mucho en Los Condenados, seguro de que no iba a durar mucho en la cartelera y adelantándola por tanto en mi agenda frente a anteriores propuestas como las de Malick y Urbizu.
Sin embargo, tengo que decir que , asumiendo la singularidad del lenguaje de su director, lo que me encontré fue una propuesta que, personalmente, encuentro totalmente comprensible desde el punto de vista narrativo, con un planteamiento claro, un objetivo, y un trayecto perfectamente "seguible".
El origen es una historia real: la epopeya de un pintor francés que, seguramente rodeando la locura, convirtió un bunker en el desierto en una especie de Capilla Sixtina que, posteriormente escondió , como una forma de legado "a los hombres del siglo XXI". A su alrededor, un pintor que es en realidad una especie de eco futuro, y un grupo de personajes que se lanzan a la búsqueda del mítico lugar. Pero en el centro, el pintor francés es un soldado negro, abandonado en un lugar de nadie y que termina convirtiéndose en un pequeño delincuente y convirtiéndose en leyenda. Porque, según mi opinión, ese es el verdadero tema de esta obra tan especial, el nacimiento de los relatos, su realidad, su fusión con los cuentos, sin saber quien bebe de quien. Y todo ello, con el fondo del árido y hermoso paisaje de una Africa primitiva, absolutamente alejada de cualquier atisbo turístico y punteado con las bellísimas y sugerentes pinturas de Barceló.
El resultado es una pieza diferente, una búsqueda y un hallazgo desde el punto de vista cinematográfico y un nuevo paso en la trayectoria de su director.
Yo personalmente no me he sentido excluido de la propuesta sino invitado a disfrutarla, y así lo he hecho.

Nota: Acabo de enterarme de que Los Pasos Dobles, ha merecido la Concha de Oro del Festival de Cine de San Sebastian, una muy buena noticia que puede hacerla más accesible al público y alargar su vida. Espero que así sea. Enhorabuena.

Público    

viernes, 23 de septiembre de 2011

NOVELA: EL HERMANO PEQUEÑO de J.M. Guelbenzu

Ediciones Destino
Ancora y Delfín
388 páginas
Premio Torrente Ballester

Me divierte y me congratula cuando escritores tan capaces como Guelbenzu o John Banville cultivan al margen de su escritura tradicional ( e incluso a veces con seudónimo ) la serie negra.
Creo que ya he comentado en alguna ocasión que considero el género policiaco como un remedo del realismo social, un espejo en el que clásicos como Chandler y Hammet nos contaron mucho más que mil libros de historia.
Además, es un género en el que la literatura nunca puede dejar de lado algo tan importante como la ameneidad y la sorpresa.
Tengo la sensación de que en el caso que nos ocupa, hablamos de escritores ( escritor ) que lo pasa muy bien inmerso en estas prosas.
Bien. Dicho esto, El Hermano Pequeño, remite, o intenta remitir a los modelos más tradicionales, y en estos tiene que existir siempre una intriga sólida y apasionantes personajes ( en especial "los malos" ). No falla: en la historia hay esquinas y los dramatis personae tienen entidad, sin embargo....
Después de terminarla y, sin entender algunas vueltas, creo que la trama, buena trama, no es suficiente para mantener tantas páginas y la historia ¿ paralela ? de Mariana de Marco, suena un poquito artificial en ciertas conversaciones algo forzadas.
El desarrollo va apoyándose en repentinas intuiciones pero se comparte poco y eso que el fondo tiene potencia.
Pero ojo, se lee de un tirón, entretiene, tiene su punto ¿ estoy disculpándome ? ¿ o será que me cuesta no hablar maravillas de alguien que nos ha regalado una joya como El Amor Verdadero ?

Público

martes, 20 de septiembre de 2011

RELATOS: LOS ZORROS VIENEN DE NOCHE de Cees Nooteboom

Editorial Siruela- Nuevos Tiempos
138 páginas

Siempre he pensado que una de las principales muestras de la sabiduría literaria es conseguir transmitir sensaciones abstractas desde la serenidad. Me fascinan aquellos narradores que, dotados de una cualidad alquímica desconocida para mi, consiguen en la quietud, que al terminar alguna de sus piezas sintamos que nos han hecho llegar retazos de claridad, de elegancia, de lirismo... como extraidos de la nada, con ingredientes al alcance de cualquiera.
Eso me ha pasado al atravesar estos relatos, llenos de lejanía, de cierto desarraigo, no sólo físico sino también temporal, que hablan de la soledad en compañía, de la muerte, del extrañamiento entre todos los seres humanos...
Pero sobre todo, me ha atraido su perspectiva: ninguno de ellos pretende ser un relato cerrado, ni siquiera posiblemente una historia, sino que más bien parecen cromos de diferentes vidas elegidos casi por casualidad y que, por ello, dejan atisbar pasados y futuros. Con ello su autor nos habla también de la vida como algo inmenso, plural, inasible y rico.
Por último, señalar que no debe de confundirse sencillez con simpleza , cada una de estas narraciones tiene una entidad singular, una estructura propia y particular que, a pesar de que el conjunto esta perfectamente integrado, los hace únicos.
No me averguenza decir que no conocía a este autor más que de oidas. Ahora , tras esta colección de breves relatos, siento que muchas veces, el misterio de la vida está en saber simplemente mirar cada día, con serenidad, posiblemente con amor, y sin intentar encajar piezas que no existen porque el tiempo y los sentimientos son volubles y efímeros. Menuda lección.

Público

lunes, 19 de septiembre de 2011

NOVELA: LA LARGA ESPERA DEL ANGEL de Melania G. Mazzucco


Anagrama- Panorama de Narrativas
512 páginas

Me gustaría, y creo que es justo, comenzar este comentario hablando de la ambición bien entendida: está claro que su autora aborda un proyecto importante y lo aborda desde el rigor más absoluto. Se trata de narrar la vida de Tintoretto y su familia y , con él, de la Venecia de su época más gloriosa.
Su autora poseé una muy buena prosa y no se le puede poner a esta obra ninguna pega, tanto en lo que se refiere a documentación como a no dejarse llevar por ningún exceso ni trampas. El proyecto es coherente desde su primera página hasta la última.
Otra cosa es precisamente la elección, en este caso del punto de vista.
La novela está totalmente narrada desde dentro, desde el recuerdo del maestro en sus últimos días. Si bien tiene especial relevancia su relación con su hija natural, abarca mucho más. Y personalmente creo que esa perspectiva acaba pesando.
A ver si me explico: me gustaría que se hubiesen abierto un poco las ventanas para que entrase algo con lo que todo resultaría algo más ligero. Tal y como está, a mi me termina pesando.
Pero esto último es subjetivo. Objetivamente, repito, la novela es un esfuerzo meritorio y conseguido.

Público

sábado, 10 de septiembre de 2011

RELATOS: LOS CUENTOS de Ramiro Pinilla

Editorial Tusquets. Andanzas
347 páginas

Descubrir a Ramiro Pinilla fue acceder a un creador único, singular , con las raíces ancladas en la mejor tradición narrativa, aquella que se encuentra en autores que, desde Cervantes, se han llamado Faulkner, o Steinbeck, o Pio Baroja, o Coetze, o... es decir, los grandes.
El  tríptico que conforma Verdes Valles, Rojas Colinas es una obra mayor, basta no sólo en su tamaño sino en su ambición: la de crear un mundo único, singular, de potencia bíblica y habitado por personajes y mitos, donde las leyendas se integran en la Historia y esta es capaz de abarcar siglos.
En este caso, se recuperan dos colecciones de cuentos; una recorre como una espina dorsal el nacimiento de los Baskardo en el origen de los tiempos y finaliza casi en la actualidad; la otra recoge estampas de como la Guerra Civil impactó en aquellos paisajes y, sobre todo, en aquellos seres humanos,
Lo mejor que se puede decir es que estos relatos vienen a enriquecer su proyecto monumental, que podían estar incluidos en el mismo, que tienen su misma calidad literaria pero, sobre todo, su nervio, su imaginación , su fuerza.
Lo dicho : Ramiro Pinilla, un grande

Público

martes, 6 de septiembre de 2011

CINE:LA PIEL QUE HABITO de Pedro Almodovar

España 2011 Antonio Banderas. Elena Anaya. Marisa Paredes. Roberto Alamo. Eduard Fernández.
Antes de entrar en faena querría hacer dos consideraciones:
En primer lugar , decir que conozco la novela Tarántula de Jounquet en la que se basa esta película de Almodovar. La leí hace años y me sorprendió su brutalidad , sobre todo porque no necesitaba más que un diabólico argumento para generara el horror, narrado con una naturalidad que lo hacía todo aun más terrible.
La segunda consideración , va con su autor ; como cualquier director de culto, existen teorías sobre la obra de P.A. , creo que la mayoría excesivas , en cualquier caso, no voy a generar otra , pero sí me gustaría llamar la atención sobre el hecho de que sus comedias son mucho mejor recibidas ( ¿ alguien habla mal de Mujeres..., Todo Sobre Mi Madre o Volver ?) que sus intentos más netamente dramáticos ( Hable con Ella, Carne Trémula,La Mala Educación, Los abrazos Rotos o la que nos ocupa ). A nivel personal, decir que La Mala Educación es entre sus cintas mi favorita pero de eso ya hablaré otro día.
Bien , entrando ya en el tema que nos ocupa, creo que lo anterior se debe a que la comedia soporta mejor la disgresión, siempre que tenga gracia , que el drama ; en este último se necesita un foco que nos dirija para que no se pierda la emoción . Sin embargo, en La Piel que Habito ( ¿ he dcho ya que Almodovar es el mejor creador de títulos que conozco ? ) P.A. genera añadidos innecesarios a la historia central, de una manera que llega a confundir cuales son las motivaciones de los personajes ¿ una venganza ? ¿ la obsesión por una persona perdida ? ¿ la ambición científica ? ¿ el síndrome de Estocolmo ? ¿ la necesidad de fuga?, sin entrar ya en otros rincones menos comprensibles y no bien resueltos como el personaje de su hermano o la increible madre de Marisa Paredes.
Pero, lo que me resulta más negativo en esta apuesta sin duda arriesgada es el manierismo . Almodovar es un gran creador de belleza , es capaz de generarla de forma contínua en cada plano, y en casos como este se regodea hasta el exceso. Para ello elije que el proceso de transformación , que en la novela no tenía entidad per se sino como baza de lo que ocurría, tenga tal peso que , para mi , lastra el desarrollo de la trama , impidiendo ( repito, en mi caso ) que prenda cualquier emoción.
La novela me hacía asomarme al abismo, con la película me he asomado a un cuadro bien pintado. No es la nadería de Los Abrazos Rotos, pero sólo me queda algún momento y, por supuesto, la mirada de Elena Anaya. Ella sí es grande.

Público